Sábado, 02 Noviembre 2013 18:12

Rutinas

Escrito por

Rutinas

Obra: La venganza de los Hiperautomáticos

Existen rutinas de varios tipos. Rutinas de acción que delinean modos estables de comportamiento.  Rutinas de movimiento para entrar en calor antes de comenzar una clase plagada de rutinas de entrenamiento y rutinas coreográficas. Comer con la familia todos los domingos es una rutina. 

Tostar el pan del desayuno puede ser una rutina, como tener sexo siempre en la misma posición y tomar el vaso levantando el dedo meñique. Existen rutinas de comportamiento dentro de una casa que incluso exceden a sus habitantes, una vez me enteré que guardaba el papel higiénico en el mismo lugar que lo hacían los inquilinos anteriores de la casa donde estaba viviendo.

Existen rutinas de horarios, de recorridos, de transportes que nos llevan a un mismo lugar a través del mismo camino todos los días. Existen rutinas que a modo de rituales definen rumbos metafísicos.  

En definitiva, rutinas que han marcado el rumbo diario de millones de personas que, sin saberlo, coincidimos en puntos de encuentro más o menos constante y reinventamos con ello el ser del día a día. Esas rutinas tiene un parecido monstruoso con la danza. El mundo mismo es reactualizado a partir de comportamientos constantes (¿coreográficos?) que se repiten al infinito en forma de movimiento y que se permiten tan sólo mínimas variables las cuales van aportándole a su propio devenir la posibilidad de cambio. Sino, el mundo sería siempre el mismo.  

Gracias a la omnipresencia de acuerdos a escala mundial, fundamentalmente los husos horarios, respondemos casi mecánicamente a nuestros quehaceres cotidianos, no marcados precisamente por el movimiento del sol y/o la tierra, sino más bien, por lo que aparatos hipercomplejos como los relojes, celulares y computadoras nos indican. 

Sin embargo, como un budista en medio de un embotellamiento en la General Paz, la posibilidad de que algo baile dentro nuestro, no está puntualmente coartada, es parte móvil de nuestro ser. Es responsabilidad personal. 

El trabajo de las Hiperautomáticas parece preguntarse qué sucede en el transito del hiperautomatismo a la libertad total. Pone de relieve que la danza liberadora toma la forma de una fiera que se desata con hambre pero que, al no haber caminado el último tiempo, no se traslada galante, sino que tropieza y comete traspies varios a medida que avanza hacia su presa indescifrable. La danza aquí es un territorio ideal. 

Ahora bien, yo me pregunto, ¿no hay algo muy romántico en proponer que sea la danza una salvación a la humanidad y una vía de respiración para sus rutinas? Si, probablemente sea esta idea un poco ingenua sino un poco pretenciosa, pero, como una película de ficción, donde lo imposible se hace posible por el sólo hecho de que quienes escriben el relato así lo definen, este grupo de bailarinas comienza con este proyecto, precisamente, ocupando los huecos de sus rutinarias jornadas de trabajo para ensayar, estirar y componer. ¿Por qué un buen bailarín bailan donde sea y más allá de las rutinas de comportamiento que le indicarían imposibilidades a sus cuerpos?. 

De modo que, más a modo de revolución silenciosa que a modo de falsas ilusiones, las hiperautomáticas bailan donde pueden, trabajan para subsistir y gracias a su formación de bailarinas no deshabitan sus cuerpos en el medio de cualquier rutinaria tarea, lo utilizan para llevar esta tarea con mayor felicidad.

Ficha Técnica:

 

Intérpretes:Carolina Arandia, Cecilia Mazza, Ana Laura Ossés | Vestuario: Majo Gómez Amaya, Cintia Vallejo | Realización de video:Constanza Zarnitzer| Música: Federico Goldberg | Arte: Majo Gómez Amaya, Cintia Vallejo | Producción: Constanza Zarnitzer | Coreografía: Cecilia Mazza | Dirección: Cecilia Mazza

Josefina Zuain

Dicta talleres de escritura para artistas desde el 2009. Trabajó en proyectos independientes y cruce de lenguajes artísticos como Buenis S Simo, Dispositivo A AP y Gift Shop. Obtuvo varias becas de formación, entren otras la Ecunhi-FNA, Plan Interactivos, Fundación Telefónica, FNA Nacional. Se desempeña como consultora de artistas y foundraiser. Residencias artísticas, Rosario, Curatoria Forense, Brasil, INSIDEOUT, el año pasado LABRA DANZA, INAE Uruguay. Es investigadora, curadora independiente y escritora por pasión!! Dirige Segunda Cuadernos de Danza, es miembro de la Arjè Cia Aeroniñas y La Movemos Danza, trabajó como vocal de Instituto Prodanza durante el 2012 y 2013. Se desempeña actualmente como parte del Equipo de Danza del Programa Nacional, Jornadas por la Prevención, Presidencia de la Nación.

Más en esta categoría: « Me río de lo que puedo La cuestión »

TODOS LOS TEXTOS EN COMENTARIOS

  • LA MUERTE Y YO +

    Tomar una hoja de papel y crear un cuadrado perfecto, luego manipularlo mediante varios plegados, de esa forma se llega a un papel adivinador de la fortuna (una suerte de Leer más
  • Nube Negra, mal presagio. +

    Nube Negra, mal presagio. Por: Josefina Zuain Un texto para: Nube negra // dirigida por: Florencia Gleizer Nube Negra, mal presagio: anuncia la llegada del agua pero no en términos positivos Leer más
  • Precariedad astuta: producir sin cash +

    Harto conocida es la situación en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, de la producción de obra artística con pocos o hasta nulos fondos. A los artistas escénicos en particular, Leer más
  • LA VOZ DEL AMOR +

    Con una estética muy marcada, Pablo Rotemberg y las cuatro bailarinas–Ayelén Clavin, Carla Di Grazia, Josefina Gorostiza y Carla Rímola- logran una prolija correlación entre música, danza y escena, puesta Leer más
  • Era mansa, pero su función era feroz (*) +

    La poética de Diana Szeinblum llegó a la Compañía Nacional de Danza Contemporánea. Probablemente estimulada por el coliseo argentino de los literatos clásicos, la mitología y las leyendas ocuparon su Leer más
  • El despotismo sexual de La Wagner +

    Una primera caminata de perfil al público da inicio a la obra. Cuatro mujeres entran lentamente, paso a paso sus cuerpos desnudos desfilan, bajan, van llegando…una luz muy tenue y Leer más
  • Me atraviesa un río +

    Un texto para: El Gualeguay (poema-río) // dirigida por: Carina Resnisky ¨El río era todo el tiempo, todo... ajustando todas las direcciones de sus líneas como la orquesta del edén bajo Leer más
  • Los unos y los otros +

    En el 2010 el coreógrafo Juan Onofri emprende un trabajo con adolecentes de la Casa Joven de González Catán. Esto dio lugar a la gestación del grupo de investigación KM29, Leer más
  • Bailar la caída del corazón y separarse también puede ser una fiesta. +

    Es propicio atravesar las grandes aguas. Me repito día a día desde el día en que me separé. El sábado a la noche salí con mis amigas, todos los sábados Leer más
  • Retornando de la niebla +

    ¿Qué medios tienen los cuerpos de contar una historia tan oscura y dolorosa? ¿Cuántas múltiples maneras de abordar tal situación? Como una niebla es una obra en la cual el Leer más
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13
  • 14
  • 15
  • 16
  • 17
  • 18

ESCRIBEN EN SEGUNDA