Viernes, 03 Noviembre 2017 15:29

COMO DIAMANTES AL BRILLAR

Escrito por

Movimiento viene del latín motus-us y significa agitación, sacudida.

En sentido figurado, movimiento del espíritu; afectos,

emociones, sentimientos, pasiones, pensamientos.

En una tercera acepción, se refiere a movimientos

de la muchedumbre: levantamientos,

perturbaciones, sublevaciones. Motines (1).

 

  

La escena es un cubo negro gigante dividido en dos por una línea blanca. Arriba del cubo, una chica (Valeria Fontán) hace ejercicios de lo que en boxeo se conoce como sombra: golpear al aire sin un oponente. Abajo, otra chica (Karen Carabajal) tiene puesto una especie de pretal que la ata al cubo y que le permite girarlo sobre si mismo, contra el sentido del reloj. 

Los elementos de la puesta, divididos en dos, co-existen cada uno en su área arriba/abajo, como en líneas paralelas. Ambos espacios, con el tiempo, revelan ser un límite: Valeria no tiene modo aparente de salir, Karen vuelve siempre al mismo lugar. 

Lejos de percibir cierta frustración frente a la situación de no tener salida, las intérpretes parecen aumentar la intensidad de sus acciones a medida que la hora que dura la obra va pasando. Me resultan impresionantes sus cuerpos que no se agotan, los músculos brillantes de transpiración. Las admiro. 

Termina la obra y nada en la puesta parece haber tenido una progresión o un desarrollo. El movimiento, no obstante, estaba en estado de constante actualización. Como una especie de ola, chocaba contra su borde y volvía a empezar. Más que en el cubo o la sala, la obra sucedía en el espacio entre la potencia de las atletas y su límite; en la acción de recomenzar, de enfrentarse a ese oponente que, si bien era inmaterial, ejercía un efecto concreto en su realidad. 

Nietzsche, en su pequeño ensayo, Fatum e Historia (2), plantea que los seres humanos estamos determinados por el horizonte de nuestras ideas, limitados fatalmente.La libre voluntad y la fatalidad, dos fuerzas psíquicas abstractas que representarían la libertad del pensamiento una y los límites sociales y biológicos la otra, están relacionadas íntimamente en un movimiento continuo, en un juego mutuo. Sólo son imaginables con la existencia de su fuerza contraria. 

La fatalidad, sin embargo, no es completamente determinante. El horizonte de las ideas es un límite susceptible de variación: el ser humano es capaz de crear con su acción sus propios acontecimientos y puede transformar e incluso aumentar el perímetro de su libre voluntad (3). Las ideas son también producciones humanas. 

Mucho después de que Daimón hubiera terminado, empecé a ver la obra como un duelo entre la voluntad y su límite cuyo escenario es el cuerpo yen el cual la acción de seguir, de continuar, de insistir, cobra protagonismo en la medida en que su movimiento se revela tenaz. 

Armar hoy una puesta en escena en la cual la vedette es la acción, una acción en apariencia inútil, pero presente, encarnada y resistente no me parece para nada inocente. No sólo porque las intérpretes sean mujeres sino sobre todo porque insisten, con la innegable presencia de su cuerpo, en un escenario extremadamente hostil. 

La fuerza de su movimiento se expandió en mí como ondas electromagnéticas infinitas. 

 

(1) http://nacimientovolatil.blogspot.com.ar/2011/08/movimiento-etimologia.html

(2) Nietzsche, Fatum e Historia (1862). Disponible en http://www.konozer.com/spip/IMG/pdf/Fatum_e_historia.pdf 

(3) Pablo Beytía, Fatum e historia: la teoría de la acción esbozada por Nietzsche en su juventudDisponible en http://www.redalyc.org/articulo.oa?id=62847468012

 

Este comentario fue escrito a partir de la función de Daimón en el Centro Experimental del Teatro Argentino de La Plata del día 28 de julio de 2017.  

Ficha Técnica: Obra de Maia Chingoni, Valeria Fontán, Sylvie Melis, Vanina Scolavino, Guillermina Etkin y Luis Garay | Performers: Karen Carabajal y Valeria Fontán | Investigación y asesoramiento teórico: Julieta Massacese | Diseño de escena: Luis Garay y Vanina Scolavino | Colaboración conceptual y artística: Vanina Scolavino | Diseño de luz: Sylvie Melis | Asistente de Iluminación: Marisol Santaca | Diseño Sonoro y Música: Guillermina Etkin | Coreografía: Maia Chigioni, Valeria Fontán y Luis Garay | Producción General: Rocío Mercado | Realización: Nicolás Panasiuk |  Asistentes de construcción: Nahuel Nuñez, Iván Rubertelli y Sebastián Delamatta | Dirección: Luis Garay.

  

 

 

Bel Eiff

Bailar me encanta, desde siempre. Nací en Buenos Aires en 1986 pero me mudé varias veces. A partir del 2004 empecé a estudiar danza. Tomé clases, talleres y seminarios. Trabajé en producción de teatro, televisión y cine. Co-escribí Todo con vos, una obra de teatro estrenada en 2015.Soy Licenciada en Artes Combinadas por la UBA.

 

 

 

 

 

 

TODOS LOS TEXTOS EN COMENTARIOS

  • De Hombres Centauros +

    De Hombres Centauros Obra: Las Bestias Silencio. Figuras que caminan por el espacio en casi una total oscuridad. Son varios, o varias. Pasos firmes, fuertes. Luego una luz cálida que Leer más
  • (NO)bvio +

    No obvio El celular sonó como todos los jueves, temprano, a horas en que no hay decenas. Esa alarma anunciaba un nuevo cada día. Lo usual devino: cepillarse los dientes, Leer más
  • LA SUMA DE LAS PARTES +

    “Confesamos sin tardanza que cualquiera de ambas vías nos llevará al mismo resultado” (Freud, Lo Siniestro, 1919) Arriba, una mujer-niña corre en lo alto del teatro. Parece un personaje que Leer más
  • Buscando la posesión +

    EIR de Marina Sarmiento habla de otra bailarina, una bailarina “mítica”: Iris Scaccheri. Mítica por los relatos de quienes vieron sus danzas, por sus escritos, por sus solos, por su Leer más
  • El odio diario +

    “Frente al efecto cosificador de la mirada, el tacto nos proporciona la oportunidad de comprobar que el otro no es objeto sino sujeto y esto cambia dramáticamente la relación entre Leer más
  • Oscuridad, fantasmas y grotesco +

    En Acto Blanco, Carla Rímola y Laura Figueiras revisitan el romanticismo en la danza. Si bien, el título remite al segundo acto de los ballets neoclásicos-románticos, el trabajo sobre el Leer más
  • El sueño del pibe +

    Por primera vez escucho a Los Redondos en el Teatro San Martín. Veo a Celia Argüello, a Luli García Pullés, a Martín Gil y descubro a varias bombas más, que Leer más
  • El Rastro (1) +

    Un texto para: Qué azul que es ese mar // dirigida por: Eleonora Comelli Algunas veces logro percibir el paso del tiempo sobre mi cuerpo. No llego aun a los treinta, Leer más
  • En primera persona +

    Yo, vos, nosotros, recuerdo. Son las palabras que me resuenan de las dos obras de Celia Argüello Rena, actualmente en cartel: “Azúcar” y “Villa Argüello”. La subjetividad aparece en escena, Leer más
  • Paz con nosotros +

    - ¿Hace cuánto no te levantás? - … Pienso que desde el día M... Ese día sí me había levantado. Me había propuesto divertirme. El objetivo era no parar de jugar. Por eso Leer más
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13
  • 14
  • 15
  • 16
  • 17
  • 18
  • 19

ESCRIBEN EN SEGUNDA